martes, marzo 13, 2007

Ayunar en tiempos de cólera

Me ha dicho mi profe de yoga que es sano ayunar una vez a la semana. Al parecer, limpia el cuerpo de toxinas acumuladas. Además el otro día, leyendo una novela sobre meditación, el guía espiritual del protagonista le ordenaba ayunar durante una semana seguida.

Si te paras a pensar las posibles explicaciones físicas, supongo que tiene su razón de ser. Los riñones están continuamente limpiando la sangre de nuestro organismo, sangre que también continuamente intoxicamos con aditivos y productos de nuestra dieta alimenticia. En gran parte somos lo que comemos, y hoy en día es difícil encontrar productos que sean totalmente sanos e inocuos para nuestro organismo (de los productos comerciales ni hablamos, pero es que incluso los productos ecológicos con las más altas exigencias de calidad se ven afectados por diversos factores: reminiscencias de cosechas anteriores tratadas con productos químicos, plantaciones vecinas o simplemente aguas residuales que se mezclan con el agua de riego). Por otra parte, por muy sano que sea un alimento gran parte de él simplemente 'sobra', bien sea porque no nos es necesario o porque ya tenemos acumuladas suficientes reservas de dicho elemento. Teniendo en cuenta que continuamente estamos terminando de hacer la digestión, comiendo, o comenzando la digestión de nuevo, es normal que nuestros riñones no den abasto y haya muchos residuos innecesarios o no deseados que, o bien se acumulan en distintas zonas de nuestro cuerpo, o bien viajan indefinidamente a través de nuestros conductos internos, por venas y arterias llegando al corazón, cabeza, hígado, pulmones...

De esta manera, en el momento en el que dejamos de comer durante un tiempo y no hay alimentos nuevos que procesar, los riñones pueden dedicarse a realizar 'labores de mantenimiento' y limpiar la materia acumulada. Y la verdad es que físicamente se nota; tras un día sin comer la boca está zarapastrosa, la lengua blanca y notas un sudor más denso (y también más oloroso), todo ello supongo que por las toxinas que tu cuerpo anda eliminando. Es importante por ello beber muchos líquidos (la deshidratación no está contemplada en el programa). Tampoco se hace duro, a base de tés, zumos y sirope de arce se lleva bastante bien, entre otras cosas porque no es lo mismo tener hambre y no comer porque no puedes que tener hambre y no comer porque no quieres. También es una forma de autocontrol, ejercitas el control de tus deseos primarios, aunque ya os digo que un día de ayuno no resulta tan duro. Estoy pensando en ayunar durante más tiempo, digamos tres días, he leído que el tercero sí que resulta difícil. Vosotros, ¿qué pensáis?

5 comentarios:

clementine-amelie dijo...

cuando no como no puedo pensar y me tiembla todo el cuerpo.hace algunos años pasé varios meses de ayuno voluntario y perdí diez kilos, varias neuronas y estaba siempre cansada. estoy de acuerdo en el autocontrol estricto de lo que se come, de cómo y de cuándo se come; pero para eliminar toxinas lo mejor es hacer deporte y beber mucha agua todo el rato, o al menos eso es lo que creo.
en cualquier caso si te sientes mejor ayunando varios días a la semana no dejes de hacerlo, porque a fin de cuentas, solo nosotros podemos encontrar el equilibrio entre nuestro cuerpo y nuestra mente, y experimentar (sin perder la cabeza) es la mejor forma de encontrarlo, o eso creo.

cariños

kike dijo...

varios meses es una pasada... yo hablo de un día a la semana sin comer nada, y si es un período más largo como mucho una semana, aunque de estoy no estoy completamente seguro. Cuando ayuno durante un día por la tarde - noche me encuentro mucho más sensitivo, con los sentidos más despiertos. Un apunte que se me olvidó mencionar es que al día siguiente para desayunar es mejor comer poco y sano, por ejemplo, queso fresco con miel y algo de fruta.

Anónimo dijo...

Hay que tener fuerza de voluntad y saber controlar la sensación de hambre a determinadas horas a las que el estómago está acostumbrado a recibir alimento.

jambi dijo...

setio!! soy javi, ya q me has mandao la diression desto, po tescribo

al respecto del ayuno, sólo puedo aportar q si no comes en periodos largos, el body, q no es tonto, empieza a acumular grasas, pa contrarrestar; pero claro, si no timporta eso, pq tengas el tipasso, pues nada, a ayunar q son dos dias!...y, tio, 3 dias me parece excesivo

agur yogur!

Ricardo dijo...

Yo conozco a gente que ayuna de vez en cuando. La teoría la he oído, pero yo de momento no me apunto. Comer es una de las cosas que más me gusta.

A propósito del tercer día, lo que he oído es que después del tercero se lleva mejor. Los tres primeros se supone que son los peores.